Categorías
WELLNESS

Desintoxica tus emociones

Si buscas la palabra “desintoxicar” en google, vas a poder encontrar varias formar de eliminar las impurezas en el cuerpo. Si crees en desintoxicar el cuerpo con jugos de verduras te pregunto ¿alguna vez consideraste el hecho de que tus emociones también podrían necesitar una desintoxicación?

Nuestra salud mental tiene un gran impacto en nuestra salud física. Con trabajos de altos estrés, ver constante en Instagram, y un estilo de vida que no siempre coincide con nuestros presupuestos.

¿Que crees que te curará más rápido: Una limpieza de juegos o una limpieza emocional?

¿Porque deberías considerar tomar una desintoxicación emocional? ¿Te has sentido fuera de control con tus sentimientos que te gustaría poder eliminar todos los pensamientos de tu cabeza? O tal vez tengas recuerdos de la infancia o rupturas y rechazos del pasado que todavía afectan tu presente y tu futuro.

Al igual que una desintoxicación física, a veces necesitamos un poco más de atención para eliminar las impurezas de la mente.

Se consciente de tus emociones. A muchos de nosotras nos han enseñado a reprimir los sentimientos y fingir que todo está “bien”. Las rupturas y los períodos de duelo no solo se sientes mal por la pérdida; se sienten mal porque nos sentimos incómodos con las emociones negativas.

Los problemas no desaparecerán si los ignoras, así que comienza a notar y sentir curiosidad por lo que sientes. Ser conscientes de tus emociones proporciona más espacio para trabajar y comprenderlos. Siempre que estés estresada, triste, aburrida, ansiosa o cualquier otro sentimiento incómodo, no intentes distraerte y empujarlo de inmediato. Trata de entender el por qué sure esa emoción. ¿De dónde viene? ¿Qué lo está causando?

Haz un plan de acción. Cuando conozcas tus emociones (y tal vez puedas identificar la causa raíz), crea un plan de acción cuando las emociones comiencen a surgir. Ejemplo: cuando sientas que te enojas sal a caminar, o cuando ese compañero de trabajo competitivo te desanime, te recuerdes que es una expresión de sus inseguridades, no un reflejo de tus defectos.

El objetivo de una desintoxicación emocional no es evitar futuras emociones negativas; es conocer formas saludables de reconocer y trabajar a través de las emociones cuando surgen.

Grabar recuerdos negativos. Es probable que haya una pequeña lista de recuerdos negativos que todavía te molestan (o una larga lista para algunas de nosotras). Escribe tantos recuerdos te traigan emociones negativas que puedas recordar. Luego revisa cada recuerdo como un tercero distante. Por ejemplo: si un amigo le contara sobre este recuerdo ¿como podrías ayudarlo a replantear la experiencia? ¿Hay un lado o resultado positivo de la situación?

Solo recuerda que algunos recuerdos puedan requerir ayuda profesional. Pero abordar algunos de los recuerdos incómodos puede ayudarte a comprender de donde provienen tus patrones de pensamientos actuales, para que ya no lo controlen.

Sal de ti misma. Si bien ser consciente de tus emociones es crucial para curarte, a veces necesitamos salir de nosotros mismos para sanar verdaderamente. Si estás en una rutina o te sientes en automático, o con ansiedad, desanimado por ti misma, la solución podría ser tan simple como dejar de convertirse en el foco principal. Busca cosas donde le des la atención a otros como ser voluntario en una organización benéfica que te interese, o pregúntale a tus amistades como les está yendo y hablar sobre lo que sea que esté pasando en su entorno en aquel momento. Centrarse en otras personas y darles amor positivo y curativo nos ayuda a tener una perspectiva de los problemas que antes no podíamos resolver, e incluso podría ayudarnos a sentirnos más positivos.

Haz una limpieza de quejas. Piensa en cuantas cosas te quejas en un día (el clima afuera, el transporte, un programa de televisión) y cómo la reacción inmediata de frustration e impotencia acumula horas extras.

Si intentas no quejarte durante un cierto periodo de tiempo, no solo te sentirás mejor en general, sino que encontrarás que los sentimientos negativos comenzarán a ser desplazados por pensamientos positivas.

Comencemos con estos 5 pasos para desintoxicar nuestros sentimientos. Es una tarea ardua y continua, pero que vale la pena practicar para poder sentirnos bien con nosotros mismos y nuestros sentimientos.

-Pao

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.